¿Matemáticas en vacaciones?

Ésta es la entrada 77 del blog. 77 es un número lindo, no es primo, pero sus factores primos son 7 y 11, dos números con sus peculiaridades.

El 7 es considerado el número de la suerte, entre otras razones, por ser el número que puede esperarse que salga más frecuentemente al tirar un par de dados (ver más sobre probabilidad aquí y aquí).

El 11 es un número por el que es muy fácil multiplicar números hasta el 9, pues sólo los repites: 3 x 11 = 33,   9 x 11 = 99

Y también es relativamente sencillo multiplicar números hasta el 99 por 11:

27 x 11 = 297   La primera y la última cifra de la respuesta son las mismas del número multiplicado, 2 y 7. El 9 sale de sumar 2+7

68 x 11 = 748   Cuando la suma que va en medio es mayor a 9, se le agrega uno a la centena de la respuesta. 6 + 8 = 14.

Después del paréntesis cultural sobre el 7 y el 11, abordemos el tema de hoy. En el Hemisferio Norte estamos en un periodo vacacional, así que pensé en hablar un poco al respecto.

Como el objetivo principal de este blog es mejorar la relación de las personas con las matemáticas, obviamente evitaré sugerir que compren libros escolares o de ejercicios y pongan a sus hijos a contestarlos. Revisemos algunas ideas diferentes.Leer más »

Ejemplos limitados y ejemplos exhaustivos, algunas reflexiones al respecto

Esta es la entrada 73 del blog. 73 es un número primo simpático, porque sus dígitos suman 10. Además es uno de los 9 números primos entre 10 y 100 que, leídos al revés, también son primos. ¿Por qué no es una cantidad par de casos? Porque uno es capicúa, es decir, se lee igual al derecho y al revés (ver más sobre capicúas aquí):

11  13  17  31  37  71  73  79  97

Supongo que el 73 tendrá más características interesantes, pero no es el tema de hoy, así que dejaremos que Kike, de Perú, o alguien más que las conozca nos las comparta en los comentarios, por favor.

La idea de esta entrada surgió hace unos días, cuando analizaba junto con Érika y Gaby (¡gracias por ello!) cómo explicar la división de fracciones con dibujos, incluso con material concreto. Se trabaja de forma diferente según el caso, pero los ejercicios propuestos no contemplaban todos los casos y el que faltaba resultó realmente complejo de explicar con dibujos en ese momento (todavía estoy pensando en otras formas de hacerlo).

El caso es que esa vivencia me hizo pensar en las veces que limitamos la experiencia de los alumnos, al aprender un tema, a los casos más conocidos o más fáciles de resolver, lo cual los deja con una perspectiva pobre e incluso errónea del tema.

Esta va a ser una entrada extraña, al hablar sobre ser exhaustivos y no poder ser yo misma exhaustiva al escribirla. Compartiré los casos que tengo presentes y les pido que complementen la información, en los comentarios, con otros casos que se hayan topado.Leer más »

Preguntas que desafían y fortalecen el pensamiento lógico matemático y preguntas que lo desconectan

Mi experiencia docente me ha llevado a concluir que los dos pilares de una buena relación de las personas con las matemáticas son el pensamiento lógico matemático (ver más aquí y aquí) y el sentido numérico (ver más aquí y aquí). Por ello he escrito esas cuatro entradas y muchas secciones de otras entradas de este blog orientadas al desarrollo de ambos pilares.

question-2309042_1280_opt.jpgPor medio de las preguntas que hacemos (ver más sobre preguntas con intención didáctica clara aquí) podemos desafiar y fortalecer el pensamiento lógico matemático en nuestros hijos y alumnos, o podemos forzarlos a desconectarlo, debido a que responder la pregunta implica salir del mundo real y entrar a un mundo irreal en el que la respuesta matemática es correcta, aunque no sea una verdadera solución al problema planteado, en el sentido de que no sería lógico que ocurriera en la realidad.

Hoy revisaremos algunos ejemplos de ambos casos.Leer más »

¿Cómo preparar a un bebé para que disfrute las matemáticas cuando le llegue su momento de aprenderlas? (Primera parte)

feet-619399_640_opt.jpgÉsta es la entrada número 40 y se publica justo el día que este blog cumple 9 meses. Una asociación de ideas me llevó a pensar en los bebés y en cómo… no, no piensen que quiero explicar aquí cómo sobre-estimular a un bebé para que sea un genio de las matemáticas y resuelva ecuaciones antes de caminar. No sé qué tan factible sea, pero sí creo que no es deseable.

Mi idea va más bien en este sentido: podemos fomentar una buena relación de los niños con las matemáticas, desde muy temprana edad, asegurándonos de que vivan ciertas experiencias que los preparen para que sus primeros pasos, y todos los demás pasos que den dentro de las matemáticas, los den con seguridad. Ojo: no se trata de que vivan esas experiencias intensamente y a costa de dejar de hacer otras cosas, pero sí de que las vivan para que vayan llenando su caja de herramientas personal (ver más aquí) con las habilidades necesarias para la vida.

En las primeras entradas comenté que, para mí, los dos pilares de la buena relación con las matemáticas son el pensamiento lógico matemático (ver aquí) y el sentido numérico (ver aquí). Todo pilar necesita una buena base que le ayude a cumplir con su misión. Hoy escribiré sobre algunas de esas bases.Leer más »

Material lógicamente estructurado: ¿qué es, cómo se crea y cómo se usa?

brain-2750453_640_opt.pngEn la segunda entrada de este blog (ver aquí) mencioné que considero el pensamiento lógico-matemático el primer pilar de una buena relación con las matemáticas. En una entrada posterior (la 18, ver aquí) escribí más sobre su utilidad y compartí algunas ideas para fomentarlo.

Hoy les presento una nueva idea para desarrollar el pensamiento lógico matemático: crear y usar material lógicamente estructurado. Al hablar de este material normalmente se hace referencia a algo físico, manipulable, pero propondré también hoy unas opciones “abstractas” para apoyar el aprendizaje eficiente (ver más aquí), en este caso, desarrollar ese pensamiento mientras se aprende algún otro tema de matemáticas. Leer más »

Pensamiento lógico matemático: útil más allá de lo académico

Ésta es la entrada número dieciocho de este blog. Dieciocho es dos veces nueve, que es un número que me encanta (ver sus características en la novena entrada, aquí), así que corresponde hacer algo especial.

citadel-hill-amman-jordan-holiday-travel_opt (2).jpgHoy compartiré algunas ideas que pueden ayudar a desarrollar el pensamiento lógico matemático en personas de todas las edades. Expliqué en la segunda entrada del blog (ver aquí) que lo considero el primer pilar de una buena relación con las matemáticas y que, para mí, el segundo pilar es el sentido numérico (ver aquí).

Como no es posible desarrollar el pensamiento lógico matemático en algunas clases sueltas a lo largo del ciclo escolar, porque sería un aprendizaje raro, descontextualizado y poco duradero, necesita trabajarse un poco en cada clase o en cada interacción con nuestros hijos. Revisemos algunas ideas para hacerlo y veamos cómo es útil más allá de las actividades escolares.Leer más »